martes, 3 de junio de 2014

¿Lectura veloz, es necesaria?

El domingo, ultimo dia de feria, después de haber asistido cuatro de diez días,  todo se ve igual, no hay cambios, la gente caminando, los niños jugando, los padres perdidos y otros entretenidos.
Dentro del pabellon juvenil se encuentran los que te ofrecen lectura veloz, pude percibir a un padre con sus hijos y al vendedor que le salta ofreciéndole su charque.Primero es el saludo luego las primeras preguntas: ¿qué edad tienen sus hijos?, ¿en qué colegio estudian?, ¿sabe cuántas palabras por  minuto leen sus hijos y cuánto de eso pueden retener?, después del bombardeo de preguntas a algunos los sientan y ahí empieza la venta. Si aún no lo convencen, continúan... ¿Qué le parece si su hija pudiese leer entre 2.000 y 3.000 palabras por minuto con una retención del cien por ciento? No cree que sería muy bueno? y si aun no se encuentra convencido continúan con: ¿podriamos visitarlo en su casa si gusta?, tambien ofrecen diciendo ¿no le parece maravilloso el no tener que quedarse horas y horas para leer un libro y después recordar poco de lo que leyó?
El papá respondía cada una de sus preguntas y agregaba otras preguntas como, ¿para qué quiero que mi hija lea tan rapido? si lo que quiero es que este ocupada el mayor tiempo posible, ¿cuánto por ciento de esta poblacion lee asi de rapido?
En conclusion, me quedé con la duda de la conveniencia o no. Usted, lector saque sus conclusiones.