martes, 24 de junio de 2014

Grandes Cuentistas: Edgar Allan Poe

En la pasada decimoquinta edición de la Feria Internacional del Libro Santa Cruz de la Sierra se podía encontrar libros de grandes autores de cuentos. Hablaremos de algunos de ellos: Edgar Allan Poe, Anton Chéjov, H.P. Lovecraft, Jorge Luis Borges y Ernest Hemingway. Autores que fueron trascendentales para la evolución del género del cuento. Tanto la técnica y la trama de sus cuentos han sido y siguen siendo inspiración y guía para los cuentistas contemporáneos. En esta nota veremos a Edgar Allan Poe, el huérfano de Baltimore

Poe es considerado uno de los maestros del cuento, fue uno de los primeros estadounidenses en desarrollar el género. Nació en Boston  en el año 1809, quedó huérfano a temprana edad y fue adoptado por la familia Allan. Murió en Baltimore en el año 1849,  a los cuarenta años. Se lo considera padre del relato detectivesco. Renovó los cuentos de terror al enfocarse en la parte psicológica de los personajes por encima de las descripciones de los terribles monstros clásicos. Su influencia en el género del cuento y en la cultura general continúa hasta nuestros días. Grandes cuentistas como Guy de Maupassant, H.P. Lovecraft y Jorge Luis Borges consideran importante su influencia para el desarrollo de sus trabajos.
Durante la pasada decimoquinta edición de la Feria Internacional del Libro Santa Cruz de la Sierra se podía encontrar en varios estands libros de Edgar Allan Poe. El estand que tenía, en mi opinión, el mayor número de obras dedicadas a Poe era el stand de la librería  Yachaywasi (La Paz). Se podía elegir  entre varios libros de cuentos y poemas de Poe.




Me interesa resaltar la contribución de Poe en la evolución del género de terror, su aporte sería explotado por Lovecraft y finalmente desembocaría en el trabajo de Stephen King. Su gran aporte es el desarrollo del lado psicológico de los personajes; con el cual puede crear tensión ya no a partir de la descripción de los monstruos, como en el terror clásico, sino a partir de los pensamientos, muchas veces engañosos, de sus personajes. El mismo factor psicológico es aplicable para el relato detectivesco. En su cuento “El Corazón Delator”, totalmente recomendado, se puede apreciar el uso del factor psicológico para darle fuerza al cuento. Por otro lado, las descripciones de Poe y sus temas son sin duda alguna tenebrosos. En su cuento “Hop-Frog”, que todo amante de Poe debería leer, se utiliza una trama por demás macabra. De dónde sacaba Poe la inspiración para sus trabajos. Hay que recordar que el Estados Unidos de los años mil ochocientos era muy distinto al actual, más parecido al Boston; la ciudad natal de Poe; que describe  Lovecraft en su cuento “El Modelo Pickman”, Citando textualmente “Una antesala al infierno”.

Foto by Fabricio Cárdenas