miércoles, 21 de septiembre de 2011

De nuevo 4-0 y doblete de Falcao

Está claro que la afición colchonera tiene un nuevo ídolo: Radamel Falcao, cinco goles en Liga, un triplete y ahora, según Iturralde, un doblete (atribuye en el acta el primer gol a Lora en propia puerta), aunque para mi el gol debería adjudicarse al colombiano, así lo haría Marca para el trofeo Pichichi si jugara en el Trampas.

Hace unos días en este blog comentaba entusiasmado el gran jugador que me parecía Diego elogiando su labor al margen del triplete de Falcao. Hoy no jugaba Diego y Falcao ha vuelto a lograr un triplete (más un gol injustamente anulado, un penalty no pitado y un tiro al palo), definitivamente se ha hecho con la afición atlética.

Sinceramente, a pesar de la euforia del reciente 4-0 ante Racing y de la posición de colista provisional del Sporting, uno ya está curtido en muchos partidos del Atleti y yo acudí confiando en la victoria atlética pero esperando que sería más trabajada que ante los cántabros.

Más de 40.000 espectadores nos dimos cita en el Calderón para disfrutar de un bonito partido con goles, golazos y buen juego. El Atleti se presentaba con una renovada alineación titular muy distinta a la de anteriores partidos con las novedades de Silvio, Gabi, Salvio, Turan, Koke y Assunçao. Sin embargo el Atlético no notó cambios en el juego con tanto cambio, en seguida se hizo con el control del partido.

Se me ha olvidado mencionar que el encuentro lo arbitraba ese elemento extraño llamado Iturralde González, árbitro malo donde los haya siempre que pita al equipo atlético. A los pocos minutos de comenzar el partido no pitó un claro penalty a Falcao, lo he visto varias veces repetido y no me ofrece dudas. Casi a continuación anula un gol legal del colombiano por una posible falta al portero que no termino de ver. Si estas dos jugadas son en un partido del Trampas yo se de un portugués que estaría escupiendo sapos y culebras durante una semana y la prensa dándole coba. El partido terminó 4-0 y no tenemos que acordarnos de estas jugadas pero hay que recordar lo que nos quitan aún cuando ganamos, y sobre todo el dichoso Iturralde y sus linieres.

El colombiano y el Atleti siguieron jugando bien al fútbol a pesar de Iturralde y fruto de ese buen juego llegó el primer gol de Falcao en un remate acrobático que rebota en un defensa en la línea de gol para entrar y convertirse en el primero de la noche. Con el 1-0 se acabó la primera parte pero con una sensación de poder marcar más y con una inusual realidad de que el portero atlético apenas la tocaba para sacar de puerta.

Tras el descanso el Atleti salió algo empanado o quizás el Sporting más enchufado, y hubo momentos de inquietud hasta que nuevamente en un saque de córner (este año parece la principal fuente de goles atléticos) el que remata es Domínguez haciendo subir el 2-0 al marcador y la definitiva tranquilidad a la grada. 

A partir de ahí el Atleti despeja cualquier duda de falta de dominio y de ahí al final de partido fue un control total, el delirio cuando llega el tercer gol (segundo de Falcao, o primero según Iturralde) en una impresionante jugada del colombiano, del que pensaba que sólo sabía rematar todo lo que le llegaba, pero descubrimos que también sabe hacer jugadones y regatear a jugadores, hasta de tres se fue dentro del área para cruzar el balón y marcar el 3-0, impresionante, un gol para enmarcar y guardar en cualquier selección de mejores goles del Atleti.

Pero el Tigre no se quedaría con eso y lograría rematar aún más balones a la puerta asturiana (un espectacular remate fue a la misma cruceta) y aún lograría otro gol, y había quien pronosticaba poco gol para este Atleti, yo mismo en el primer partido tenía mis dudas, aunque sí se veían esperanzadoras ocasiones.

El partido terminaría con 4-0 que podían haber sido más, el Atleti repite resultado, Falcao triplete (doblete), la portería de nuevo a cero, por cierto sólo tenemos un gol en contra, los menos goleados de la Liga, y ya estamos entre los máximos goleadores. La afición viviendo y disfrutando como hacía años que no se disfrutaba, el Frente se acordó de Agüero, pero Falcao creo que puede hacer que no le echemos de menos como yo mismo temía.

A la misma hora en Santander, nuestra última y débil víctima, el Racing, se enfrentaba a los Guapos CF liderados por el Sr. Peineta y el de los sugus, que sin embargo no fueron capaces de marcarles un gol, no sabemos que excusa pondrá el i-luso, seguramente no ganaron porque la gomina se la habían saboteado o porque por allí pasaba un señor de verde, algo se inventará, ya me gustaría que les pitara Iturralde como nos suele pitar a nosotros, menudo chollo.

Tras estos resultados el Atleti se aupa hasta el octavo puesto de la tabla empatados con los Guapos, una clasificación que pocos imaginaban hace diez días, somos el equipo menos goleado con un solo gol en contra (frente al Valencia, líder actual con permiso del Betis) y tercer máximo goleador. La euforia es evidente aunque habrá que poner los pies en el suelo para enfrentarse el sábado al Barcelona que hoy empató precisamente frente al Valencia.

En  fin, como decían los latinos: carpe diem, disfrutemos del momento de gloria, que ya vendrán las vacas flacas, aunque auguro más mejores momentos que peores. Este Atleti promete.

PD: inicialmente titulé esta crónica mencionando un triplete de Falcao, he consultado el acta del partido y parece ser que el primer gol Iturralde se lo adjudica a Lora en propia puerta, aunque lo he corregido en algún párrafo, hay otros en los que no, pues además considero que fue obra suya pues el balón posiblemente iba a gol antes de que lo atajara el defensa sportinguista, así que quiero hacer notar que existe esa doble interpretación sobre quién marcó el primer gol.