miércoles, 1 de octubre de 2008

Asus MiniBook Plus: la conjura de los necios

Al parecer, tanta diversidad de netbooks en el mercado no es suficiente para algunos que, empeñados en querer reinventar la rueda, se afanan por querer redondearla aún más.
Es el caso de RM.com, un proveedor de software, servicios y sistemas para la enseñanza británica que ha querido rebautizar al EeePC 904HD con el de MiniBook Plus.
El objetivo de RM es el de, a través de diversas alianzas con los fabricantes de netbooks más conocidos como Asus y HP, ofrecer a los escolares ingleses las máquinas que éstos están demandando (?), véase un teclado mayor, una pantalla mayor y que ejecuten el sistema operativo Windows ya que, 'aunque algunas escuelas han migrado a Linux, la gran mayoría de los programas informáticos educativos están diseñados para PC con sistemas de Microsoft'.
En honor a la verdad, esa explicación la dan en la web Register Hardware que es la que ha realizado un estudio de esta máquina. Esas palabras no vienen de RM directamente sino del autor del artículo y desconozco si pertenecen a RM o es cosecha propia de RegHardware.
Quizás sea lo segundo a tenor de la frase con la que se despide el artículo:


Schools have been waiting for a highly portable, highly affordable Windows
computer that offers good performance and a nice level of functionality. The
miniBook Plus delivers all of this – and more.

(T:Las escuelas han estado esperando un ordenador con Windows muy portátil, asequible y que ofrezca un buen rendimiento y un buen nivel de funcionalidad. El miniBook Plus ofrece todo esto - y mucho más. )



Si esa frase no es tendenciosa que venga dios y lo vea. Cualquiera diría que los escolares se han estado manifestando por las calles con pancartas pidiendo netbooks con Windows, no con Linux.
¿Nos están queriendo decir que ineludiblemente los escolares tienen que usar Windows con la excusa de que no hay software educativo en Linux?. ¿Acaso enseñar a sumar, a leer y a escribir es patrimonio único e indiscutible de Microsoft?.
Este es un ejemplo muy claro de contaminación educativa y un flagrante caso de apropiación indebida del conocimiento y de la potestad de impartirlo.
Pero ¿qué hueso pretenden que nos traguemos con estas ideas?.
En cuanto a educación se refiere, existe indudablemente un enorme mercado para los netbooks y en consecuencia los estamentos públicos, véase los ministerios de educación, las juntas escolares e incluso los mismísimos claustros de profesores y asociaciones de padres de alumnos tendrían que empezar a manejar estos conceptos para evitar que algún ejecutivo espabilado pretenda inundar las escuelas y a sus alumnos de la basura que sus padres hemos tenido que aguantar durante años.
Seguramente en los próximos meses veremos más noticias como ésta, en las que nos querrán explicar cuán importante es usar un netbook en la escuela y mucho más aún si lo que corre por sus venas es Microsoft.
La lenta y, si no lo remediamos, inexorable invasión de Microsoft de las aulas donde estudian nuestros hijos ha comenzado a expandirse como una mancha de petróleo.
Nosotros, los padres, no deberíamos bajar la guardia.

La de cosas que se ven en el mundo de los ultraportátiles...