martes, 20 de mayo de 2008

Devolución del dinero de la licencia del Windows Preinstalado.

Algunos días atrás, un tribunal francés obligó a Asus a devolver el precio del Windows a un comprador, en concreto:

100 € por el Windows
30 € por otros programas instalados

Todo empezó en octubre de 2006, cuando el comprador comunica a la pequeña tienda en Caen que no está interesado en nada de lo que lleva instalado el equipo, para demostrarlo borra todo, y se comunica con Asus Francia, que le ofrece 25 $ cuando el reclama 150 €, finalmente y tras no funcionar la mediación de consumo y juez toma cartas con este resultado, en la que ya es la cuarta decisión judicial que da la razón a los consumidores en este sentido, como en este caso con Acer, en el cual no solo tuvo que reembolsar el costo del software, si no también tuvo que pagar un indemnización.

Aquí hay también una iniciativa similar, llamada Devolucion.org (Devolución del "Impuesto Windows"), la proliferación de estas iniciativas quizás nos permita poder elegir que queremos y que no.